Factores asociados al bajo peso al nacer en el municipio Pinar del Río
RESUMEN
Introducción:

el bajo peso al nacer constituye en la actualidad, una problemática de salud a nivel mundial y una de las causas de morbilidad y mortalidad perinatal que repercute en la calidad de vida de los niños sobrevivientes.

Objetivo:

identificar los principales factores de riesgo que inciden en la aparición del bajo peso al nacer en el municipio Pinar del Río.

Métodos:

se realizó una investigación descriptiva y transversal basada en la revisión de los factores asociados al bajo peso al nacer. Se tomó como universo los nacimientos bajo peso en las cuatro áreas de salud del municipio Pinar del Río durante el 2019.

Resultados:

los factores que más incidieron en la aparición del bajo peso fueron el crecimiento intrauterino retardado (40,8 %) y el pretérmino (34,7 %), el grupo etario de 20 a 24 resultó ser el que mayor número de recién nacidos bajo peso aportó, el nivel de escolaridad mayoritario fue el preuniversitario. En las afecciones asociadas al embarazo se encontró mayor incidencia el síndrome de flujo vaginal (30,6 %), la hipertensión arterial y anemia con el 25,5 y el 22,4 % respectivamente, y las mujeres no fumadoras predominaron durante la gestación.

Conclusiones:

el bajo peso al nacer es aún un problema de salud en el municipio Pinar del Río, así como la necesidad indispensable del conocimiento de los factores asociados al bajo peso para poder accionar y modificar los riesgos que inciden en su aparición.

ABSTRACT
Introduction:

low birth-weight is currently a global health problem and one of the causes of perinatal morbidity and mortality that affects the quality of life of surviving children.

Objective:

to identify the main risk factors affecting the incidence of low birth- weight in Pinar del Río municipality.

Methods:

a descriptive and cross-sectional research based on the review of the factors associated with low birth-weight was conducted taking as a target group the low birth-weight infants in the four health areas of Pinar del Río municipality during 2019.

Results:

the factors that most influenced in the incidence of low birth-weight were: delayed intrauterine growth (40,8 %) and preterm birth (34,7 %), the age group from 20 to 24 turned out to be the one that contributed with the highest number of low weight newborns and most of them completed pre-university education. Regarding the conditions associated with pregnancy: vaginal discharge syndrome was found to be more prevalent (30,6 %), hypertension and anemia with 25,5 % and 22,4 % of the cases respectively, and non-smoking women predominated during pregnancy.

Conclusions:

low birth-weight continues to be a health problem in the municipality as well as the indispensable need for knowing the factors associated with low weight at birth in order to be able to act and modify the risks that affect its incidence.

DeCS:
    • BAJO PESO AL NACER;
    • CALIDAD DE VIDA;
    • ATENCIÓN PRENATAL.
MeSH:
    • INFANT, VERY LOW BIRTH WEIGHT;
    • QUALITY OF LIFE;
    • PRENATAL CARE.

INTRODUCCIÓN

Un acontecimiento que tradicionalmente se celebra en todas las sociedades del mundo es el nacimiento de un niño sano; sin embargo, para muchas familias, el proceso de reproducción puede ser sombrío y peligroso, con morbilidad, secuelas, y en última instancia, la muerte de la madre, de su hijo o de ambos.

La gestación y el parto son fenómenos eminentemente fisiológicos, por lo que en circunstancias óptimas el crecimiento fetal y el nacimiento del nuevo ser dependen, exclusivamente, de su constitución genética y de las condiciones del ambiente.1

El bajo peso al nacer (BPN) constituye en la actualidad, una problemática de salud a nivel mundial y una de las causas de morbimortalidad perinatal.2,3 Lo que repercute en la calidad de vida de los niños sobrevivientes y es un indicador que valora los resultados de la atención prenatal.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) conceptualiza el BPN como el recién nacido cuyo peso es inferior de 2 500 gramos, independiente de la edad gestacional, cualquiera que sea la causa, y constituye un índice predictivo de la mortalidad infantil.4

Dos grandes entidades con diferentes causas y pautas de tratamiento contribuyen a su aparición: el nacimiento que ocurre antes de las 37 semanas de la gestación (pretérmino) y el crecimiento intrauterino retardado (CIUR). Cuando la causa del bajo peso ha sido un retardo del crecimiento intrauterino, este puede hacerse irreversible después del nacimiento y acompañarse de funciones mentales inferiores a las normales, además de secuelas neurológicas e intelectuales.5 Por ello el índice de BPN se considera un indicador general de salud.

La literatura reconoce la causa del BPN multifactorial, y se atribuye a factores maternos, fetales y ambientales. Dichos factores no son absolutos y varían de un lugar a otro, e influye de manera especial el nivel de desarrollo socioeconómico.6,7)

La Unicef y la OMS, reconocen que el BPN es uno de los grandes problemas de salud pública,8 se calcula que cada año nacen en el mundo unos 20.5 millones de niños con bajo peso al nacer, la mayor parte en países en vías de desarrollo,9,10de los cuales 96 % vive en los países en desarrollo11 y presentan, además, cifras elevadas de morbilidad y alteraciones del neurodesarrollo. Estas han sido observadas en diversos estudios de seguimiento hasta la edad escolar y la adolescencia, incluso, hasta en la vida adulta.8,10) Más de la mitad ocurren en Asia Meridional y más de una tercera parte en África.12

En Cuba, el índice de BPN, ha sufrido un descenso paulatino desde la década del 60 hasta la actualidad. Con la instauración del Programa de Reducción del Bajo Peso al Nacer y el Programa del Médico y la Enfermera de la Familia, este indicador ubica a Cuba entre los cinco grupos de países con parámetros más bajos en el planeta12,13) al mostrar un descenso paulatino desde el triunfo revolucionario hasta llegar a 7,3 % en 1989.

En Pinar del Río, en el año 1980 este indicador se encontraba en un 10,1 %, y en 1990 en 4,5 %, después comenzó un ascenso progresivo, que alcanzó en 1993 (Período Especial) un índice de 9,1 %, descendiendo cuatro años más tarde a 6,5 %, y en el año 2000 a un 6,3 %. En el periodo de 2014 hasta el 2017 alcanzó valores entre 5,1 y 4,2 %.14

A pesar de la existencia del Programa de Reducción del BPN, que implementa una serie de indicaciones en el seguimiento de la embarazada de riesgo, para la prevención del BPN, la problemática en el municipio Pinar del Rio se comportó de forma muy similar a la provincia y al país.6) Lo que se considera aún un tema pendiente de resolver, con una incidencia mantenida en los últimos años por un inadecuado control de los factores de riesgo.12

Por todo lo anterior, la presente investigación se propuso identificar los principales factores de riesgo que inciden en la aparición del bajo peso al nacer en el municipio Pinar del Río durante el 2019.

MÉTODOS

Se realizó un estudio descriptivo, transversal, basado en revisión de los factores de riesgo asociados al bajo durante el 2019. Se tomó como universo los registros de bajo peso de las gestantes aportadoras de las cuatro áreas de salud del territorio.

Los métodos de investigación empleados fueron análisis y síntesis; desarrollo histórico del comportamiento del BPN, revisión documental; revisión de historias clínicas individuales, cronogramas de bajo peso de los registros de las instituciones y los departamentos de estadística municipal y provincial, consultadas las orientaciones del Programa de Atención Materno Infantil, protocolos de actuación ante factores de riesgo.

Se confeccionó un formulario digital para la recopilación de los datos de interés contenidos en las historias clínicas obstétricas y los cronogramas de bajo peso, para el comportamiento de las variables edad, escolaridad, hábitos tóxicos, antecedentes patológicos personales y obstétricos, afecciones asociadas y propias del embarazo, valoración nutricional en la captación, edad gestacional al nacimiento, peso al nacer; así como la clasificación del neonato en CIUR, pretérmino y CIUR-pretérmino.

RESULTADOS

Los resultados del estudio de los factores asociados aportaron que el mayor número de bajo peso al nacer fue en gestantes entre los 20 y 24 años de edad, y el comportamiento del nivel escolar de preuniversitario y secundaria básica con el 58,2 y 23,5 % respectivamente. (Tabla 1)

Relación entre la edad materna, la escolaridad y el bajo peso al nacer. Municipio Pinar del Río. 2019
Edad (años) No. % Escolaridad No. %
Menor de 15 1 1,0 Iletrado 0 0
15 - 19 12 12,2 Primaria 1 1,0
20 - 24 33 33,7 Secundaria 23 23,5
25 - 29 16 16,3 Preuniversitario 57 58,2
30 - 34 15 15,3 Universitario 17 17,3
35 y + 21 21,4
Total 98 100 98 100

Fuente: Historias clínicas obstétricas. Departamento de estadística municipal de salud.

Las embarazadas sin antecedentes patológicos personales con el 54,1 % fueron las que mayor número de bajo peso aportaron, así como el grupo de madres no fumadoras para un 90,8 %. (Tabla 2)

Relación entre los antecedentes patológicos personales, hábito de fumar y el bajo peso al nacer.
Antecedentes patológicos personales % Fuman % No fuman %
No antecedentes 53 54,1 3 5,7 50 94,3
Hipertensión arterial 9 9,2 1 11,1 8 88,9
Anemia 7 7,1 2 28,6 5 71,4
Síndrome de flujo vaginal 11 11,2 1 9,1 10 90,9
Asma bronquial 6 6,1 1 20,0 5 83,3
Diabetes mellitus 1 1,0 0 0,0 1 100
Otras 6 6,1 1 14,3 5 83,3

Fuente: Historias clínicas obstétricas. Departamento de estadística municipal de salud.

El 69,4 % de las embarazadas que aportaron bajo peso no tenían antecedentes obstétricos, y el CIUR fue la patología asociada durante el embarazo con el 65,3 %. (Tabla 3)

Relación entre los antecedentes obstétricos desfavorables, afecciones asociadas y propias del embarazo, y el bajo peso al nacer.
Antecedentes obstétricos desfavorables No. % Afección asociada No. % Afección propia No. %
No antecedentes 68 69,4 Ninguna 21 21,4 Ninguna 6 6,1
Periodo intergésico 1 año 23 23,5 Anemia 22 22,4 CIUR 64 65,3
Bajo peso anterior 3 3,1 Hipertensión arterial 25 25,5 Prematuridad 58 59,2
Mortinato anterior 0,0 Síndrome de flujo vaginal 30 30,6 Rotura prematura de membranas 5 5,1
Malformaciones de útero 1 1,0 Infección urinaria 4 4,1 Discordancia fetal 14 14,3
Toxemia gravídica 1 1,0 Asma bronquial 6 6,1 Oligohidramnios 1 1,0
Embarazo múltiple 21 21,4 Diabetes mellitus 1 1,0 Placenta previa 1 1,0
Otros 3 3,1 Otros 0 0,0 Diabetes gestacional 1 1,0

Fuente: Historias clínicas obstétricas. Departamento de estadística municipal de salud.

Con relación a la valoración nutricional inicial el 56,1% fue normopeso seguido del 20.4% de pacientes obesas, la ganancia de peso materna fue adecuada en el 41,8 % durante el embarazo. (Tabla 4)

Relación entre la valoración nutricional a la captación de la embarazada y la ganancia ponderal materna con el bajo peso al nacer.
Valoración nutricional % Ganancia %
Normopeso 55 56,1 Adecuada 41 41,8
Desnutrida 11 11,2 Insuficiente 34 34,7
Obesa 20 20,4 Excesiva 23 23,5
Sobrepeso 12 12,2
Total 98 100 Total 98 100

Fuente: Historias clínicas obstétricas. Departamento de estadística municipal de salud.

En relación a la edad gestacional y el bajo peso se observó que el 45,9 % se produjo entre la 32 y 36 semanas de gestación, así como el CIUR con el 40,8 % fue el factor principal en el bajo peso. (Tabla 5)

Clasificación del bajo peso y su relación entre la edad gestacional y el peso al nacer.
Edad gestional al nacer No. % Peso al nacer No. % Clasificación No. %
- de 32 sem. 15 15,3 - de 1 500g 10 10,2 CIUR 40 40,8
32 - 36 sem. 45 45,9 1 500-1 999g 26 26,5 Pretérmino 34 34,7
37 - 42 sem. 38 38,8 2 000-2 499g 62 63,3 CIUR-preter 24 24,5
Total 98 100 98 100 98 100

Fuente: Historias clínicas obstétricas. Departamento de estadística municipal de salud.

DISCUSIÓN

Los factores de riesgo de BPN son múltiples, y los más frecuentes son adolescencia, desnutrición materna, ganancia insuficiente de peso durante la gestación, el hábito de fumar, los antecedentes de niños con bajo peso, la anemia y la enfermedad hipertensiva gestacional.

La investigación reveló que las adolescentes fueron las gestantes que más aportaron recién nacidos bajo peso, y un dato relevante, con buen nivel de escolaridad; no coincide este resultado con Villafuerte-Reinante, pues en su estudio existía un predominio en las edades comprendidas entre 18 y 34 años; igual resultado encontró Rey-Vilchez en cuanto a la escolaridad, donde hubo un predominio de la enseñanza preuniversitaria.15

Los resultados de esta investigación, así como las coincidencias con otras publicaciones confirman que mientras más joven es la madre, mayores son los factores de riesgo capaces de influir en el peso del recién nacido. Muestran, además que la adolescencia constituye un problema muy antiguo que se mantiene en el mundo actual y al que debe dedicársele cada vez mayor atención para garantizar la salud integral de este grupo poblacional. 1,4,8,15

La relación entre el BPN y los antecedentes patológicos personales, síndrome de flujo vaginal, hipertensión arterial y anemia, fueron los principales factores. Esta investigación sostiene los criterios de un número importante de autores que coinciden en plantear que la infección vaginal constituye una de las más frecuentes amenazas para la gestación, porque se producen modificaciones adversas del cuello uterino, en el peor de los casos, sin que el producto de la concepción haya alcanzado la madurez y el peso adecuados. 1,8,15

Vázquez Niebla demostró en su investigación la relación entre BPN y la hipertensión arterial. Álvarez Ponce y Fajardo Luig plantean en sus estudios que la hipertensión arterial resultó ser la enfermedad de mayor incidencia. Al igual que en estos estudios, en esta investigación se asoció como factor de riesgo el antecedente de hipertensión en las madres estudiadas. 1,8

El análisis de la relación entre los antecedentes obstétricos desfavorables, afecciones asociadas y propias del embarazo, y el BPN, demostró que las mujeres con recién nacidos bajo peso no tenían antecedentes obstétricos desfavorables, se destaca también el periodo intergenésico menor de un año y la gemelaridad. Entre las afecciones asociadas destaca el síndrome de flujo vaginal, también la hipertensión arterial inducida por el embarazo y la anemia. En afecciones propias del embarazo el CIUR reporta la mayor incidencia seguidos de la prematuridad, lo que coincide con la bibliografía nacional e internacional revisada. 4,6,8,9

En cuanto a la presentación de algunas enfermedades propias del embarazo, se encontró que la gemelaridad y la restricción del crecimiento intrauterino se encontraban asociadas al BPN, ya sea por su incidencia en la prematuridad, por hipertensión arterial o por una afectación en el crecimiento preneonatal del feto; así lo demuestran investigadores como González Mora (2007-2010) y en trabajo realizado por Retureta Milán, en Ciego de Ávila. (15

Otros estudios en Cuba informan también como factor de riesgo de menor frecuencia, el antecedente de bajo peso anterior, el embarazo gemelar y la enfermedad hipertensiva gravídica.6

El referencia al estado nutricional, las gestantes normopeso fueron quienes aportaron más casos de BPN, con un mayor número de gestantes en este grupo; se reporta con ganancia insuficiente y excesiva de peso durante la gestación un número no despreciable de mujeres con BPN, lo que coincide con el estudio realizado por Ticona Rendón en Peru.4

Otros estudios muestran que al relacionar los indicadores del estado nutricional materno con el peso del niño al nacer, se evidencia que en los grupos de adecuado y bajo peso previo, tanto el estado nutricional inicial como la ganancia de peso durante la gestación, ejercen una influencia importante sobre el peso del recién nacido; por el contrario, en aquellas pacientes que inician su embarazo con sobrepeso u obesidad, el peso de los recién nacidos, si bien está notablemente influido por el estado nutricional previo, es independiente de la ganancia de peso.1,5,9

En el presente estudio el bajo peso ocurre con mayor frecuencia entre las 32 y 36 semanas de gestación, seguido por las de 37 a 42 semanas. Resalta que un porciento importante de las gestantes estudiadas, arriban al termino del embarazo y aportan recién nacidos bajo peso, con un peso entre los 2000 y 2499 gramos; según su clasificación son CIUR.

Varios autores plantean que durante el embarazo el feto se desarrolla y crece, sobre todo, en los últimos meses y semanas. El antecedente obstétrico de parto pretérmino constituyó un factor de riesgo para el BPN en la investigación. Debido a su nacimiento anticipado, los prematuros pesan mucho menos que los bebés que cumplieron su gestación hasta el plazo normal. La literatura médica expone que los bajos pesos al nacer han presentado una gestación corta o un crecimiento intrauterino menor de lo esperado o ambas características a la vez. 15

De acuerdo a estas variables, en estudios realizados en Latinoamérica y el Caribe, se comprobó que existió una relación estadísticamente significativa entre el peso del recién nacido y la edad gestacional. En esta investigación se menciona que a mayor edad gestacional existe un mayor peso del recién nacido, independientemente de los factores asociados. 6,15

Investigadores de la provincia de Holguín tuvieron cifras del 61 % de prematuridad en la muestra del bajo peso de su territorio; resultados similares se encontraron en un estudio realizado por Fernández Pérez en el Municipio de San Antonio de los Baños, provincia Artemisa, (2013), en el que la prematuridad fue la causa más frecuente de recién nacidos con BPN. Una investigación realizada en el municipio Cienfuegos, por Zerquera Rodríguez muestra que el 79,2 % de los recién nacidos bajo peso fueron de parto pretérmino, datos que coinciden con los de Montero Mesa y colaboradores. 15

Los resultados aquí alcanzados coinciden con los resultados obtenidos en las literaturas consultadas. 15 Los autores son del criterio que las enfermedades asociadas al embarazo tienen en el escenario del estudio, incidencia en el BPN, sobre todo en las afecciones propias del embarazo como el CIUR.

El CIUR como grupo importante del bajo peso estuvo presente también en estudio realizado, donde mostró asociación entre la presencia de oligohidramnios, mayor incidencia de hipertensión gestacional y retardo del crecimiento intrauterino.10

La investigación demuestra la importancia del diagnóstico precoz y tratamiento oportuno del CIUR como factor asociado y punto vulnerable para disminuir el bajo peso, así como el CIUR prematuridad.

Se concluyó que el bajo peso al nacer es aún un problema de salud en el municipio Pinar del Río, con su potencial incidencia sobre la calidad de vida, así como la necesidad indispensable del conocimiento de los factores asociados al bajo peso para poder accionar profilácticamente en la modificación de sus riesgos para la incidencia en su aparición

REFERENCIAS BIBLIOGRÁFICAS
Historial:
  • » Recibido: 16/03/2020
  • » Aceptado: 09/09/2020
  • » Publicado : 24/11/2020




Licencia de Creative Commons
Este obra está bajo una licencia de Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-CompartirIgual 4.0 Internacional.